Energía de primavera

¡La desintoxicación de primavera es ahora! Blog Cuidado y Naturaleza

La primavera ya está aquí… ¿Lo has notado? Escuche las discusiones juguetonas de los gorriones, inclínese y observe cómo cambia la vegetación con cuidado, pero con seguridad. Nuestros almendros ya están adornados con sus flores, los primeros brotes crecen a conciencia, y suavemente, con pasos amortiguados, la naturaleza emerge de su letargo invernal. Y usted ? ¿Qué está pasando dentro de ti? ¿En tu cuerpo? ¿En tu corazón y en tu cabeza? ¿Sientes tú también este renovado impulso vital abriéndose camino? ¿Ese entusiasmo y esta frescura que te empuja a desenvolverte? ¿No estás inundado de nuevas ideas? ¿Proyectos nuevos? ¿Y el deseo de sentirte renacer en ti mismo?

La naturaleza se renueva, ¡nuestro cuerpo también!

La primavera es la estación de los renacimientos. Comienza un nuevo ciclo, caracterizado por la fertilidad, la abundancia y la expansión. Los mamíferos que hibernan romperán con el descanso invernal y poco a poco sacarán la nariz. La primavera es un período de transición entre los duros inviernos y el próximo verano. Al igual que la naturaleza, nuestro cuerpo se ha ralentizado durante el invierno: actividad reducida, período de descanso más largo, retiro a nuestros hogares.

Esto se debe en particular a la producción por parte de nuestro cuerpo de un excedente de melatonina en respuesta a los oscuros días de invierno. Esta hormona que promueve el sueño también nos vuelve un poco más letárgicos y cansados. En primavera, el nivel de melatonina se reduce, nos sentimos mejor, más vigorosos y con más energía. Además, el alargamiento de los días, los días más soleados y alegres contribuyen al crepitar ambiental propio de la primavera, y estimulan nuestros sentidos. Está claro que nuestra energía está en alza y queremos renovación, frescura, belleza… ¡como nos ofrece la Naturaleza!

limpieza de primavera

¿Por qué desintoxicación?

Durante la estación fría, nuestro organismo se carga de toxinas (alimentación más rica, menor actividad física, cansancio, estrés) y nuestro organismo suele desvitalizarse en estos primeros días de primavera.

Nuestro hígado, que sin embargo ha trabajado mucho, sigue siendo solicitado por los cambios impuestos (cambios alimentarios, temperaturas más suaves, actividad renovada). La cura de desintoxicación de primavera será particularmente beneficiosa.

Las dolencias otorrinolaringológicas van bien estos días. Nada más normal. ¿Tu nariz moquea y tus bronquios están congestionados? Tu cuerpo, gracias a su inteligencia, ya ha iniciado su desintoxicación. Bien podría acompañarlo, ¿no?

Nuestro cuerpo de alguna manera se “ensució” durante el invierno, saturado con la acumulación de toxinas. La desintoxicación ayuda a los emuntorios en su labor de purificación.

¿Cómo desintoxicarse?

Las herramientas existentes para desintoxicar son múltiples, pero tu cura de desintoxicación personalizada es única, de acuerdo con tu temperamento y tu energía. Los consejos para una buena desintoxicación se pueden resumir en 5 puntos:

  • ¡Deja de sobrecargarte, aligera tus platos!

– Salir de los platos en salsa y los gratinados rebosantes de nata fresca. Deben reducirse los productos lácteos y animales.
– Evitar azúcares y estimulantes.
– Se prefieren frutas y verduras frescas, en la medida de lo posible crudas, frutas y semillas oleaginosas, semillas germinadas, proteínas y cereales ligeros.

  • ¡Bebe, elimina!

El agua es un agente clave en la depuración del organismo, y de ella depende la calidad de nuestros humores (líquidos)!! Por lo tanto, beba mucha agua de baja mineralización.

  • ¡Muévete y respira!

Es hora de retomar la actividad física si el invierno te ha desanimado. Suavemente, pero con regularidad! El movimiento pone en circulación los líquidos de nuestro cuerpo y estimula así los órganos depurativos.

Respirar es una forma de desintoxicar tu cuerpo y tu mente. De cinco a diez minutos al día de respiración abdominal consciente le hará el mayor bien. Poco a poco esta respiración profunda y fisiológica se convertirá en parte de tus hábitos.

  • Escuche sus necesidades:

Aunque las primeras flores y los días luminosos de la primavera te estimulen, tómate un tiempo para descansar. Alterna tus necesidades de movimiento y tranquilidad.

  • Fitoterapia y aromaterapia:

Dos aliados inigualables para apoyar las funciones emuntoriales. Las plantas en sus diferentes formas pueden acompañarte en este proceso de desintoxicación. Desmodium , cardo mariano , alcachofa , romero , diente de león , pero también enebro , ajo , abedul … Hay algo para todos los temperamentos y para todas las necesidades, dependiendo de su terreno.

 

 

 

Delphine L., naturópata

Leave a Reply

Your email address will not be published.